Puedes retirar tu aparato Geniova para comer y beber, por lo que en general no existe ninguna restricción con respecto a la comida, salvo indicación de tu dentista.

No. El chicle se puede quedar pegado por lo que en este caso debes quitarte el aparato.

Durante los primeros días al iniciar una nueva fase de tratamiento con Geniova es normal que notes presión en los dientes. Esta sensación suele desaparecer un par de días.

Sí, sólo necesitarás al comienzo del tratamiento un pequeño periodo de adaptación por el hecho de tener algo nuevo en la boca.

No es aconsejable ya que el material puede teñirse y afectar a la estética del aparato.

En el caso de que tu aparato se haya perdido o haya sufrido alguna fractura, deberás informar inmediatamente a tu dentista. Este nos comunicará la incidencia y en unos días volverás a tener otra férula nueva.

En ocasiones, para realizar movimientos más complejos se deben colocar ataches en los dientes que aumenten la retención de las cofias y así facilitar el alineamiento

Si tienes alguna duda después de leer este documento informativo no dudes en consultar con tu dentista.

Adventencia: En raras ocasiones es posible que algunos pacientes puedan presentar reacciones alérgica a algunos de los componentes de Geniova. De igual forma, puede que alguna de las partes o aditamentos del aparato se rompa, con el consiguiente riesgo de ser accidentalmente aspirado o ingerido. En estos casos, se debe interrumpir su uso y consulta inmediatamente con el médico.